Inicio Noticias Madrid: ¿nuevo hub europeo de datacenters?

Madrid: ¿nuevo hub europeo de datacenters?

0
322
hub europeo de datacenters - directortic - madrid - españa

Los líderes de la industria del datacenter tienen una cita importante en DCD>España 2019, un evento que se celebra el próximo 29 de mayo en Madrid, al que acudirán expertos nacionales e internacionales para abordar los temas más relevantes del sectorUno de los debates en el evento, es sobre el potencial de Madrid como hub europeo de datacenters, y más concretamente sobre cuáles son los retos que tendrán que afrontar las empresas de nuestro país y las oportunidades que están surgiendo.

Conectividad, infraestructura, inversión y la posibilidad de acelerar el desarrollo de la economía digital en nuestro país son los indicadores potenciales para hacer de Madrid el hub que el sur de Europa está demandando en este momento.

Retos y oportunidades

Si bien es cierto que nuestro país tiene la oportunidad de convertirse en candidata para dar respuesta a este “vacío de liderazgo” en el que se encuentra el sur de Europa, y cuenta con una fortaleza difícilmente comparable, también se encuentra frente a los grandes desafíos que esto supone.

Por un lado, el potentísimo conglomerado de empresas que están impulsando el crecimiento del PIB en nuestro país, gracias al desarrollo de la economía digital, al establecimiento, creación, amplificación y mejoría de la infraestructura de centros de datos, y a las redes de telecomunicaciones es la principal fortaleza que puede hacer de Madrid el nuevo y principal hub de centros de datos en Europa. Un hecho que potencialmente puede generar (y está generando) un volumen enorme de oportunidades de negocio y creación de empleo.

En conversaciones con DCD, Ricardo Abad, Managing Director de Quark, ha comentado que “los centros de datos, y las redes de comunicaciones, así como el auge de los cable submarinos que conectan ciudades de la Península Ibérica como Bilbao, Valencia o Lisboa, y que finalmente convergen en Madrid, hacen que la capital española se vea atractivo como hub de data centers, ya que permiten comunicaciones más rápidas y baratas con Estados Unidos (Norteamérica), Brasil (Latinoamérica), Costa Oeste de África y Argelia (Norte de África), además de contar las redes de fibra que conectan con el resto de Europa. Un hecho que ha sido posible gracias a nuestra posición geográfica nos convierte en un emplazamiento singular.” Por otro lado, Ignacio Velilla, Managing Director de Equinix en España, opina que “las empresas españolas están alcanzando una madurez tecnológica que se acerca progresivamente a la del norte de Europa y están adoptando los modelos cloud en su día a día. Por ejemplo, las grandes empresas del IBEX 35 ya empiezan a llevar sus cargas a la nube, por lo que la llegada a Madrid de proveedores cloud hiperescala y de empresas de data centers interconectados, que posibilitan el acceso a los modelos en la nube, es algo lógico. Las compañías están dejando de confiar en data centers propios, totalmente aislados, y están apostando por las ventajas de los centros interconectados y neutrales en los que el resto de grandes empresas se relacionan entre sí de manera segura y privada.”

Sin embargo, antes de poder dar por concluida tan ardua tarea, la capital debe enfrentarse al desafío de conseguir atraer aun a más empresas e inversores que apuesten por el establecimiento en Madrid como hub europeo de centros de datos en la región frente a otras comunidades autónomas (u otras regiones europeas) que aspiran también a conseguir ese posicionamiento, aunque es cierto que hemos visto en estos últimos tiempos la llegada de empresas como DATA4, Eshelter, OVH, Equinix, y la inversión y ampliación de otras empresas como Interxion, Global Switch o ADAM.

Cabe señalar, que todavía faltan algunos escollos por atajar que podrían en un futuro inmediato darle ventaja a nuestro país. En primer lugar el papel que juegan las administraciones públicas, tanto nacionales, como locales, quienes tienen que aunar esfuerzos no sólo para simplificar los procesos burocráticos, sino exigir y ser observadores proactivos para favorecer una clara transparencia durante todos y cada uno de los pasos que se van dando para este propósito; así como trabajar conjuntamente con las empresas energéticas para garantizar el acceso inmediato, total y económicamente atractivo para los agentes de infraestructuras de los centros de datos y telecomunicaciones, quienes a su vez juegan también un papel vital en esta tarea.

Precisamente, algo que preocupa enormemente a los analistas, es que el coste de la energía en Madrid es mayor que otras localizaciones con las que compite y el hecho de que actualmente, la planificación de la red de electricidad no está considerando las necesidades cada vez mayores que los centros de datos tienen para cubrir la demanda energética de la expansión de estas infraestructuras.

Además, es necesario impulsar que más profesionales como ingenieros informáticos, industriales y de telecomunicaciones se especialicen en datacenters. Tenemos que atraer más talento a esta industria, haciéndola más atractiva, a través de la difusión y acuerdos con universidades.

hub europeo de datacenter 2- director tic - madrid - españa

Entonces, ¿por qué Madrid?

La capital española cuenta con grandes ventajas que propician el establecimiento de estas infraestructuras. En palabras de Velilla, “el primer factor que está favoreciendo la llegada de proveedores de servicios en la nube, datacenters e interconexión a esta ciudad es nuestra posición geográfica privilegiada: Madrid es la ciudad más importante de la península ibérica, un enclave situado estratégicamente entre Europa y el norte de África y que mira activamente al otro lado del Atlántico. Nuestros fuertes lazos lingüísticos y culturales con Iberoamérica nos convierten en el nexo natural de unión entre los mercados europeos y sudamericanos, mientras que cada vez más empresas norteamericanas consideran nuestro país como una vía alternativa a las redes tan congestionadas que unen Estados Unidos y el norte de Europa.”

También no podemos olvidar que Madrid es la primera ciudad de España en términos de inversión, y es, en palabras de Robert Assink, Managing Director de Interxion, “uno de los principales nodos de telecomunicaciones y centros de datos en la península ibérica. De hecho, la región cuenta con dos de los principales puntos neutros como ESpanix y DE-CIX y a ella llegan las extensiones de los cables submarinos que conectan Europa con América y África”. Assink nos explica que “en Madrid existe un área conocida como Silicon Alley Madrid donde se han concentrado de forma espontánea un elevado número de centros de datos y empresas tecnológicas derivado de la concentración de redes de telecomunicaciones y de potencia eléctrica en la zona”. Además alberga actividades de fabricación a gran escala, proveedores de Colocation y de Cloud, es el centro del gobierno nacional y un centro de servicios financieros y de seguros.

“Se concentra además una actividad económica muy relevante (es la quinta parte del PIB español), por lo que suma talento e industria para impulsar el desarrollo digital de la península.” concluyen desde Interxion. Por su parte, Juan Carlos Vaamonde, Country Manager del Grupo DATA4, dijo en una reunión previa con DCD que “podemos considerar diferentes factores que soportan la relevancia que Madrid puede tener para los proveedores de colocation o de cloud: en primer lugar el propio mercado español. A medida que maduran otros mercados, España es considerada parte de la nueva ola en adopción de cloud y la presencia física en el país es uno de los factores que las grandes corporaciones están considerando a la hora de seleccionar proveedores. Esto, en combinación con regulaciones cada vez más restrictivas en términos de protección de datos y/o la necesidad de valores de latencia bajos, incrementa la necesidad de una implantación local. En segundo lugar podemos considerar nuestra posición estratégica en el acceso a mercados emergentes como Latinoamérica y por último no podemos olvidar la disponibilidad de mano de obra local altamente cualificada y competitiva.”

“Es cierto que Madrid se encuentra en una magnifica situación geográfica para adoptar el papel de hub del sur de Europa para facilitar la interconexión con África y LATAM, así como la reciente conexión con Virginia desde Vizcaya hace que la conectividad sea cada día más rica,” nos explica Markel Gruber, Director General, Global Switch. Continúa Gruber: “hay una gran parte del trabajo que se está haciendo desde la industria del Data Center para ganar esta posición, si bien es necesario que la administración pública facilite vía ventajas fiscales y facilidades administrativas que ayuden acelerar los trámites de implementación, instalación y puesta en marcha. De igual manera hay que facilitar y agilizar los trámites de contratación y disponibilidad de suministro eléctrico en tiempo y forma. Son muchos los escollos que nos encontramos una vez pensamos en ampliar y crecer de acuerdo a la demanda del mercado. La transformación digital maneja unos tiempos que debemos de acompañar para ser realmente facilitadores y dinamizadores de la Industria 4.0”.

Otros puntos importantes y que no pueden ser olvidados son el nuevo régimen de impuestos a la importación y la abundante disponibilidad de fibra óptica y conexión por cable submarino, que también favorece la inversión en el sector.

Impacto en la región

El impacto que se espera sobre la región de Madrid en caso de consolidarse como hub de data centers, recae sobre una triple vertiente:

– Impacto directo sobre la economía local, lo que podría significar un impulso en el PIB y en la generación de nuevos empleos, especialistas, construcción, transportes, telecomunicaciones, etc.

– Impacto sobre el desarrollo de las empresas del sector, que implicaría la entrada de nuevos actores en el mapa, una mayor especialización, y por tanto un mercado más competitivo, eficiente y productivo.

– Aumento del atractivo local para empresas ya consolidadas que vean Madrid como ubicación clave para la expansión de sus negocios; e incluso la creación de nuevas empresas y start-ups que pueden llegar a ver Madrid como el lugar idóneo para beneficiarse de todas estas ventajas.

Madrid necesita impulsar esto a través de sus agencias públicas o necesita crear una agencia semi-gubernamental fijándose en agencias como Hoste in Ireland o Invest in Iceland, que se dedican a atraer inversión en datacenters y cloud a sus respectivos países. También sería interesante desarrollar colaboraciones internaciones para los centros de investigación, universidades, personal científico y supercomputadores.

Energías renovables y su importancia en nuestro país

Según Jordi Sevilla, presidente de Red Eléctrica, las energías renovables alcanzaron en 2018 el 40% de la generación eléctrica. Todo esto «indica que España camina hacia un nuevo modelo energético y económico basado en la descarbonización y la sostenibilidad a largo plazo y son un reflejo del compromiso del sector con los objetivos de lucha contra el cambio climático» algo a lo que sin duda las empresas ya están prestando atención ya que “el consumo eléctrico de las grandes y medianas empresas, en 2018 descendió un 1,8% respecto al ejercicio anterior.”

De esta manera, a nivel de energías renovables y/o limpias hay que seguir haciendo un gran esfuerzo. El mayor reto es atraer la inversión y el interés para el desarrollo de este tipo de energía, así como asesorar al gobierno para impulsar estas iniciativas.

Conclusión

Todo apunta a que Madrid puede lograr el objetivo de convertirse en el líder indiscutible que el sur de Europa está necesitando. Los actores que forman parte del gran conglomerado de empresas e instituciones que están tomando partido en tan complejo ejercicio, tienen el día 29 de mayo, en el DCD>España 2019, la oportunidad de trabajar conjuntamente y aprender unos de otros focalizando los esfuerzos para hacer posible una realidad cada vez más próxima. Tenemos la ubicación a nuestro favor, tenemos las empresas, las infraestructuras, la conectividad, la fuerza y el potencial de llevar a Madrid a un nuevo nivel de excelencia como nuevo hub de datacenters.

En palabras de Jose Luis Friebel, Managing Director Spain & Latam, DCD Group, “Madrid puede y debe convertirse en un Hub de datacenters. Tiene que fijarse en modelos como el de Irlanda o el de Islandia. Madrid puede porque hoy ya cuenta con una buena infraestructura de datacenter, tiene el recurso humano, está en una posición geográfica cercana a África, tiene una estabilidad político y económica, tiene buena conectividad, tiene buenas relaciones con países estratégicos del norte de África y América Latina. Sin embargo, necesita contar con el apoyo y colaboración público-privada para este proyecto y también debe apostar por una energía renovable barata y de calidad. Eso sí, el camino esta solo a medio andar, tiene aún muchas tareas y retos pendientes para llegar a ser un HUB real de data centers. Además Madrid debe hacerlo, porque convertirse en un hub de datacenters, mejorará su economía, creará empleo, nos posicionará en esta nueva economía digital, y será una ventaja competitiva más a nivel región y país”

¿Vamos a dejar escapar esta oportunidad? No se pierda el Plenary Panel: “Madrid, ¿nuevo hub europeo de data centers? Retos y oportunidades”, que tendrá lugar en DCD>España y contará con la participación de Fernando Maldonado, Lead Consultant de Delfos Research; Ignacio Velilla, Managing Director de Equinix España; Juan Carlos Vaamonde, Country Manager de DATA4 Group; Markel Gruber, Director General de Global Switch; Ricardo Abad, Managing Director de Quark; y Robert Assink, Managing Director de Interxion.

Regístrese gratuitamente a DCD>España